Blog
Sep 04
Liberate de lo que ya no necesitas

Cómo liberar tu hogar de cosas que ya no necesitas

COMPARTE EN:

Parte de mantener nuestro hogar ordenado recae en depurar de manera constante, esta depuración consiste en liberarnos de aquellas cosas que ya no usamos y con esto crear espacio para lo que en verdad necesitamos.

Para organizarte mejor a la hora de liberarte de cosas que ya no necesitas, te proponemos dividir tu hogar en espacios. Puedes ocupar un día de la semana para cada uno de esos espacios y en poco tiempo verás como tu casa se va convirtiendo en un hogar en armonía.

Recámara

Separa los zapatos que ya no te gustan pero que se conservan en buen estado de los que definitivamente ya están desgastados. Puedes donar los primeros y deshacerte de los que ya no sirven. 

Para evitar volver a acumular, mantenlos a la vista y busca protegerlos con algún organizador. Así, además de conservarlos libres de polvo pueden ocupar menos espacio.

En el caso de la ropa será muy útil definir algunos puntos para saber de qué prendas podrías liberarte. ¿Has bajado o subido de peso?, ¿está roto y no es útil ni para usarlo en casa durante la limpieza?, ¿lo compre y después de meses sigue con la etiqueta puesta? o ¿con los años ya te queda pequeño? 

Ya que te has liberado de algunas prendas sería también buena idea pensar en algunas opciones de ganchos apilados o aquellos que te ayudan a ahorrar espacio para mantener tu ropa libre de polvo y mejor organizada.

Para aquellas prendas o blancos que solo usas en determinadas épocas del año, existen opciones para que ocupen menos espacio. Cada cambio de temporada te sugerimos guardar las prendas que ya no vas a necesitar para que no ocupen espacio extra en el clóset.

Baño

¿Sabías que productos como el shampoo también tienen fecha de caducidad? Estos productos no provocarán daños permanentes si los usas, pero en definitiva, acumularlos podría llevarnos a tener demasiados recipientes en la regadera. Si han pasado meses sin ocuparlos y lo único que hacen es acumular polvo o restos de jabón, es momento de sacarlos.

Te recomendamos usar algún organizador por niveles para que cada miembro de la familia pueda colocar sus artículos y  ocupen menos espacio, además, al tener un lugar asignado, es más fácil ubicar lo que realmente es necesario.

Cocina

Esos vasos que nuestros niños solían usar pero ya no, platos dañados o recipientes cuya vida útil ha terminado y solo ocupan espacio en tu alacena, seguro son artículos de los cuales puedes prescindir. 

Latas de productos caducados hay que desecharlos. Los que están a medio uso o que sabemos que no usaremos podemos donarlos o compartirlos con algún familiar o conocido que sí lo aproveche.Por último, para todo lo que esté en la cocina y esté en uso constante te sugerimos acomodarlo en repisas que te ayuden a organizar mejor la alacena.

Estas son solo algunas ideas para que te vayas liberando de cosas que ya no necesitas y puedas hacerlo en cada rincón de tu hogar, como ya mencionamos anteriormente, convirtiéndolo en un hogar en armonía.

¿QUÉ TE PARECIO ESTE ARTÍCULO? NOS GUSTARÍA CONOCER TU OPINIÓN